La Competencia digital: la imagen digital I


Bimblo vectorial bits web.jpg

Inicio una serie de artículos para responder a numerosas preguntas que asaltan a profesores y alumnos derivadas del uso de la informática y los soportes multimedia: ¿Por qué se deforman mis imágenes al agrandarlas? ¿Cómo digitalizó un dibujo a lápiz? ¿En qué formato guardo mis trabajos?, etc.

El actual desarrollo de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) ha posibilitado la aparición de nuevos canales de acceso a la información (Internet, la telefonía móvil) y con ellos nuevos lenguajes y formas de comunicar. Para que podamos acceder a los recursos de la sociedad de la información debemos resolver el reto de la formación en competencias digitales.

¿Qué es la competencia digital?

Podríamos definir la competencia digital como una suma de alfabetizaciones (informacional + audiovisual + TIC) que algunos expertos han dado en llamar alfabetización digital. “Esta competencia consiste en disponer de habilidades para buscar, obtener, procesar y comunicar la información y transformarla en conocimiento”[1], y nos capacita para ser capaz de recibir una amplia información digitalizada (que hay que aprender a discriminar) a través de medios informáticos, visuales y digitales. Por lo tanto para aprender a informarse, expresarse y comunicarse necesitamos conocimientos en informática y en el uso de los lenguajes y equipos multimedia.

¿Qué es una imagen digital?

Cualquier imagen susceptible de ser almacenada en un fichero informático.

 Clasificación y características.

Las imágenes digitales pueden dividirse en dos tipos: mapa de bits e imágenes vectoriales. Esta es una división flexible, ya que las imágenes vectoriales admiten imágenes de mapa de bits en su interior.

Los mapas de bits utilizan una cuadrícula formada por pequeños cuadrados con información independiente de luz y color, conocidos como píxeles. Ventajas: Los pixeles requieren menos operaciones del procesador para ser decodificados y son buenos para almacenar texturas complejas. Inconvenientes: cada vez que modificamos estas imágenes, no transformamos los objetos que contienen sino los píxeles de los que se componen, produciéndose una deformación (pixelación) al aumentar la imagen en pantalla o imprimir con un número reducido de píxeles, lo que se manifiesta en pérdida de definición e incluso sensación de imágenes dentadas. Generalmente, por almacenar cada punto de la imagen, ocupan mayor espacio en la memoria, y requieren un mayor tiempo de transferencia a través de las redes.

Cuando trabajamos con imágenes en ActivInspire estamos utilizando mapas de bits.

Ejemplo, he aumentado de tamaño la imagen (en un círculo) y la he superpuesto a la imagen original para apreciar el efecto de pixelación:

pixelar-manzana-web

Los gráficos vectoriales son imágenes compuestas por líneas definidas por elementos matemáticos denominados vectores. Ventajas: Su principal característica es que, como no se componen de píxeles, se pueden escalar manteniendo totalmente la nitidez en cualquier tamaño (no pierden calidad al ser escaladas). Generalmente las imágenes vectoriales, al estar formadas por colores planos o degradados sencillos, requieren menor espacio en disco que un mapa de bits. A menor información para crear la imagen, menor será el tamaño del archivo. Dos imágenes con dimensiones de presentación distintas pero con la misma información vectorial, ocuparán el mismo espacio en disco. Resultan muy adecuados para representar gráficos de texto, logotipos y cualquier imagen elaborada a partir de programas informáticos de diseño porque los objetos definidos por vectores pueden ser guardados y modificados en el futuro (permiten ediciones posteriores). Además, algunos formatos permiten animación. Esta se realiza de forma sencilla mediante operaciones básicas como traslación o rotación y no requiere un gran acopio de datos, ya que se opera reubicando las coordenadas de los vectores en nuevos puntos dentro de los ejes x, y, y z en el caso de las imágenes 3D. Inconvenientes: Los gráficos vectoriales son buenos para representar fotografías. Los datos que describen el gráfico vectorial deben ser procesados, es decir, el ordenador debe ser suficientemente potente para realizar los cálculos necesarios para formar la imagen final; si el volumen de datos es elevado se puede volver lenta la representación de la imagen en pantalla. Y por más que se diseñemos una imagen con gráficos vectoriales su visualización tanto en pantalla, como en la mayoría de sistemas de impresión, tiene que ser traducida a píxeles.

Ejemplos de trazado e imagen vectorial (Adobe Illustrator CS5), mapa de bits (Adobe Photoshop CS5) y pintura a la acuarela escaneada:

Bimblo vectorial bits web.jpg

[1] REAL DECRETO 1631/2006, de 29 de diciembre, por el que se establecen las enseñanzas mínimas correspondientes a la Educación Secundaria Obligatoria en España.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s